Dos cubanos se encaminan a las Mayores

Erisbel Arruebarruena durante el III Clásico Mundial de Béisbol

Erisbel Arruebarruena y Raicel Iglesias, dos de los mejores peloteros que han escapado de Cuba en los últimos tiempos, se encuentran en el proceso de establecer residencia en un tercer país, luego de contratar los servicios de la agencia Praver-Shapiro, una de las más especializadas en peloteros antillanos.

Los dos peloteros esperan declararse agentes libres antes de que finalice el año para poder negociar pactos con los equipos de las Mayores e integrarse a los campos primaverales que abren la tercera semana de febrero, siguiendo los pasos recientes de sus compatriotas José Dariel Abreu y Alexander Guerrero.

Abreu, exmiembro de Cienfuegos y también perteneciente a Praver-Shapiro, se convirtió en el agente libre mejor pagado de todos los tiempos al firmar un pacto de $68 millones con los Medias Blancas de Chicago; Guerrero, representado por Scott Boras, forma parte de los Dodgers con acuerdo de $28 millones.

“Tanto Iglesias como Arruebarruena se encuentran entrenando y lo mejor es que algunos conjuntos de Grandes Ligas ya se han dejado ver por los sitios donde ellos practican”, expresó una fuente cercana a los peloteros. “De más está decir que el interés en los dos es altísimo. Los equipos sólo esperan que tengan la documentación necesaria para comenzar a negociar”.

Defensor del campocorto de Cienfuegos y la selección nacional, Arruebarrena fue excluido de la 53 Serie Nacional de Béisbol “por indisciplina grave en el entrenamiento”, según la Federación Cubana de Béisbol (FCB), pero luego se supo que la penalidad tuvo que ver con un intento de salida ilegal en septiembre.

Con 23 años de edad y seis temporadas en los torneos domésticos de la isla, Arruebarrena logró finalmente escapar de Cuba semanas más tarde. En la campaña 52 el muchacho conectó para .275. Varios reportes sitúan al torpedero en Santo Domingo, donde buscará la residencia.

Otro que también logró fugarse luego de un intento fallido –e igualmente de una suspensión por un año de la FCB- fue Iglesias, quien vivió un capítulo amargo, cuando el 21 de septiembre fue atrapado, luego de varios días escondido, a causa de que se le agotaron el agua y la comida junto con varios acompañantes.

El taponero de la Isla de la Juventud, de 23 años, finalmente logró salir a mediados de octubre. Reportes lo ubican en México.

Ambos, que cumplen los requisitos para acceder a la agencia libre sin restricciones por su edad y los años de servicio en Series Nacionales, formaron parte del cuadro que participó en el III Clásico Mundial de Béisbol, e Iglesias también tomó parte en el tope de una selección nacional en julio pasado con una escuadra universitaria de Estados Unidos.

“Uno es impresionante con su defensa y su bateo oportuno, el otro con una recta que se mueve entre las 92 y las 95 millas por hora, así como un rompimiento que engaña a los bateadores”, agregó la fuente que ha presenciado los entrenamientos. “Con Praver-Shapiro no creo que haya problemas para que pronto vistan uniformes de Grandes Ligas”.

Publicado en el Nuevo Herald por Jorge Ebro.

Related posts

Deja un comentario