Luis Tiant pide la palabra

Former Boston Red Sox player Luis Tiant waves to the crowd before Game One of the 2013 World Series between the Boston Red Sox and the St. Louis Cardinals at Fenway Park. (Jamie Squire/Getty Images)

Las lesiones y cirugías Tommy John se han multiplicado entre los lanzadores de Grandes Ligas. La situación ya está tomando, sin temor a exagerar, proporciones de pandemia. Hasta el mismísimo comisionado de las Mayores, Bud Selig, admitió sus temores, cuando cada mañana, lee en los diarios la sucesión de malas noticias.

La razón de tantos problemas es un enigma. Mientras tanto, una investigación el pasado año reveló que el 25 por ciento de los pitchers de las Mayores y el 15 por ciento de las Menores tuvieron que recurrir a la renombrada cirugía Tommy John para resolver sus problemas en el brazo.

El ex lanzador cubano Luis Tiant, tercer latino más ganador en la historia de Grandes Ligas con 229 éxitos, únicamente superado por el nicaragüense Dennis Martínez (245) y el dominicano Juan Marichal (243), no está ajeno a esta situación y tiene sus puntos de vista.

“Los pitchers de ahora no lanzan suficiente. Mientras más tires, más se fortalece el brazo. Yo lanzaba casi 400 innings contando lo que tiraba aquí en el verano y lo que hacía en el invierno. Ahí está el brazo, todavía no se me ha caído”, dijo este artista del montículo.

La temporada de 2014 no ha sido la excepción sino la confirmación de la regla. José Fernández (Marlins), Tyler Skaggs (Angelinos), Bronson Arroyo, Patrick Corbin y David Hernández, todos de los Diamondbacks, Chad Billingsley (Dodgers) y Martín Pérez (Vigilantes) son algunos nombres, tomados al vuelo, que ilustran la magnitud del asunto.

Según fuentes médicas consultadas la cirugía Tommy John se utiliza para reconstruir el ligamento colateral del codo. Consiste en injertar tendones de otras partes del cuerpo y sustituir el ligamento medial en el codo con la porción del injerto. El procedimiento se hizo popular tras ser efectivo y por ende, salvarle el brazo al zurdo Tommy John en 1974.

Frank Jobe, entonces cirujano ortopédico de los Dodgers, realizó la novedosa cirugía el 25 de septiembre de ese año. Tras un largo proceso de rehabilitación John regresó a la acción en 1976 y lanzó otras 13 temporadas en la mejor pelota del mundo.

La Major League Baseball (MLB) está buscando los porqués de tantas lesiones que desembocan en la Tommy John y, según Selig, para ello tienen trabajando al comité médico asesor del béisbol, encabezado por el Doctor Gary Green. Sin embargo, el directivo reconoció que hasta el momento nadie tiene las respuestas conclusivas pues médicos y entrenadores tienen opiniones diferentes.

Tiant jugó 19 años en Grandes Ligas. Lanzó más de 200 entradas en ocho campañas y ganó 20 o más juegos en cuatro temporadas. Las lesiones en el brazo tampoco le son ajenas. Él tuvo que cambiar su wind up por un severo problema en el hombro derecho. A pesar de los tropiezos completó 25 temporadas como profesional y en 22 de ellas también se desempeñó en la pelota invernal.

“Ahora hay más lesiones que cuando yo pitcheaba. Todo ha cambiado. El negocio, el dinero; se protegen esas cosas. Y los fanáticos no saben lo que está pasando. Si dices que tienes que hacer 100 lanzamientos y el manager te deja hacer 110 y te lastimas, entonces el manager se va, se va el pitching coach y se van los trainers. Los botan a todos. Todo el mundo está defendiendo su trabajo. Si soy el coach o el trainer haría lo mismo. Voy a defender mi trabajo porque no voy a dejar que me boten. Si te dicen no hagas una cosa entonces no la puedes hacer”, dijo el cubano de 74 años.

Explicó además que “los lanzadores tienen que usar el cuerpo completo para pitchear y velar por el punto de soltar la pelota. Eso ayuda y te mantiene el brazo fuerte. Debes tener mucha elasticidad; a veces hacen cosas que no tienen que hacer. Hacen muchas pesas. A nosotros ni nos dejaban tener pesas en el clubhouse. Ahora tienen allá adentro más cosas que un gym. Es así y yo le digo a la gente que si estuviera pitcheando ahora tuviera que hacerlo porque es mandatario para todos. Es el sistema que hay y que tienes que hacer”.

Al respecto abundó que “hay mucha gente envuelta en el juego que no ha jugado ni clase Z y eso está dañando el juego. Es una barbaridad. Todo lo que oyes es que tal pelotero tira noventa y pico. !Pero no saben pitchear¡ Los pitchers que han ganado y que ganan ahora ¿por qué ganan?, porque saben pitchear. Mueven la pelota, adentro, afuera, arriba, abajo, cambian. Los de ahora no. Que 97, 98, si pero qué. ¡A 97 y no pueden tirar strikes! Entonces vas a estar debajo en el conteo siempre, en dos y cero, tres y cero y ahí sí que los bateadores te asesinan, te matan”.

Tras una pausa para organizar sus ideas, Tiant concluyó “hay tantos equipos también que tienen que traer muchachos que no están listos todavía. Son demasiados equipos. Treinta equipos a 25 peloteros por equipos es demasiado. Por eso ves que han ido a diferentes países a buscar peloteros. Entonces hay dos o tres que son buenos y un montón que no son buenos”.

Publicado en ESPNDeportes.com por Damián L. Delgado Averhoff.

Related posts

Deja un comentario